domingo, 27 de septiembre de 2015

LAS REVOLUCIONES SE GANAN EN LA CALLE


Las revoluciones se ganan en la calle

 

Preguntaba ayer un periódico en una encuesta a los lectores de su edición digital si

creían que Internet y las redes sociales han jugado un papel fundamental en las

revueltas de Túnez y Egipto. Un 87% respondía afirmativamente. Y no me extraña,

pues todas las informaciones y análisis insisten en la importancia de estas formas

de comunicación a la hora de explicar los estallidos populares.

Ahora bien: me gustaría saber qué responderían los egipcios a esa misma

encuesta, si ellos consideran fundamental Facebook o Twitter para echar a

Mubarak. No qué responderían los egipcios que tienen acceso a Internet (menos del

20% de la población), sino los cientos de miles que se la están jugando en las calle

estos días.

Lo de la ciberrevolución es ya en un tópico de nuestro tiempo, pero dudo que lo de

Egipto se explique en esa clave. La decisión del gobierno de Mubarak de cortar

Internet no me parece, como pretenden algunos, una prueba de su importancia –

también cortó las carreteras, y nadie habla de revolución automovilística-, sino más

bien una muestra de la vulnerabilidad de estas formas de comunicación, que

pueden ser apagadas por quien controla los operadores.

De hecho, el bloqueo de Internet ha devuelto el protagonismo al teléfono de toda la

vida y hasta al vetusto fax para comunicar con el exterior. Los propios Google y

Twitter han habilitado un servicio que funciona mediante una convencional llamada

de teléfono. Y días atrás la oposición distribuía octavillas recomendando no usar las

redes sociales para convocar, por ser fácilmente vigilables y manipulables por las

autoridades, lo que demuestra una vez más que, cuando más libres nos

sentimoson-line, más controlados estamos.

No dudo que Internet ayuda, facilita las comunicaciones y rompe bloqueos

informativos. Pero lo que estamos comprobando estos días es lo contrario: que las

revoluciones se siguen ganando en la calle, en manifestaciones, y con muertos

nada virtuales (147 en Túnez, tal vez más en Egipto). Una lección para nosotros,

que confiamos en que todo cambiará con un clic, y de salir a la calle nos olvidamos.

Isaac RosA

"EL RAYO QUE NO CESA", comentario


El rayo que no cesa” es un editorial del periódico EL PAÍS, por tanto, nos encontramos ante una tipología textual expositiva-argumentativa.



Respecto a los elementos de la comunicación, el emisor, al tratarse de un editorial, es el propio periódico. Los receptores son los propios lectores de El País. El código usado es la lengua castellana, en un registro estándar. El canal es el medio impreso y visual.



La función referencial está presente puesto que es aquella que hace mención de un tema, en este caso, de actualidad, como es la violencia de género. En cuanto a la función poética (uso especial del lenguaje para provocar un efecto en el receptor) destacamos la metáfora del título que hace referencia a la violencia de género, que, desgraciadamente, no deja de ser noticia. Otra metáfora (“diques de contención”) remite a la idea de las medidas necesarias para evitar el continuo maltrato a las mujeres. En el caso de la función expresiva (aquella con la que el emisor habla de sí mismo), nos encontramos, al tratarse como dijimos de un editorial, ante un caso especial de emisor, pues se trata del propio diario. La función apelativa está presente en toda argumentación: esta tipología textual persigue que el receptor cambie de opinión respecto al tema tratado.



El tema, como dijimos antes, es la violencia de género. EL PAÍS piensa que para combatir esta lacra social sería necesario mejorar las relaciones entre las distintas instituciones y restablecer los presupuestos, consensuar un plan de actuación, general nuevos modelos de masculinidad y feminidad y, por último, procurar la prevención precoz.



(Poner resumen).



El rayo que no cesa” presenta una estructura paralela, pues la tesis se encuentra a lo largo de todo el texto. Podemos estructurar el texto en tres partes. La primera parte ocupa el primer párrafo, en ella EL PAÍS nos presenta el tema y ofrece datos a partir de los cuales se reflexiona. El segundo párrafo (la siguiente parte) presenta una de las ideas claves del texto: es necesario mejorar la coordinación de las distintas instituciones sociales. El tercer párrafo, dos partes más, ofrece dos ideas claves (la idea de la prevención precoz y la restitución de los presupuestos para combatir esta lacra social).



Algunos sinónimos, dentro ya del plano léxico-semántico, que encontramos son los siguientes: “catorce mujeres muertas”- “víctimas” y “campo de actuación” y “ámbito”. Otro mecanismo de cohesión, junto a los sinónimos, es la antonimia (“violencia machista” y “Gobierno” y esta con “fuerzas políticas”). Por otro lado, un caso de hiperonimia pueden ser “instituciones” cuyos hipónimos son “fuerzas de seguridad” y “juzgados” y “servicios sociales”. Estos fenómenos, como dijimos antes, señalan la cohesión textual.


Dentro del plano textual, destacamos el marcador “pero” que indica contraste, en este caso que nos ocupa, anuncia una segunda medida, la de la prevención precoz, frente a la medida primera, la coordinación entre las distintas instituciones. Otros marcadores son los siguientes: de ordenación “en primer lugar”; de adición “además” y “en cualquier caso” que sirve para concluir lo anteriormente dicho.



(Opinión personal).











¿QUÉ TENGO QUE HACER PARA APROBAR LA MATERIA DE LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA DE TERCERO DE LA ESO?


¿QUÉ TENGO QUE HACER PARA APROBAR LA MATERIA DE LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA DE TERCERO DE LA ESO?

 

1

Debo leerme bien los apuntes de Lengua de 3º (pendientes) que compraré en portería.

2

Una vez leídos estos apuntes, tengo que  hacer un examen tipo test. Es decir, debo INVENTARME DIEZ PREGUNTAS EXTRAÍDAS DE LOS APUNTES CON CUATRO OPCIONES, UNA SOLA DE LAS CUALES ES LA CORRECTA. (NO ES NECESARIO QUE MARQUES LA CORRECTA).

(Por ejemplo:

1.- El Lazarillo de Tormes es una novela cuyo autor es…

a)Garcilaso de la Vega.

b)Miguel de Cervantes.

c)No se conoce el autor, es anónimo.

d)Don Juan Manuel.)

 

Este examen lo entregaré al profesor de Lengua el día 28 de enero de 2016.

3

Por último, debo superar un examen tipo test, que el profesor formará a partir de las diez preguntas entregadas, junto a otras de mis compañeros que también se presentarán al examen. Este examen será el día 25 febrero de 2016.

4

Si no supero este examen me debo presentar a un examen final en mayo. Le preguntaré al profesor, a su debido tiempo,  qué día se realizará ese examen.

jueves, 24 de septiembre de 2015

LECTURAS OPCIONALES CUARTO DE LA ESO


LECTURAS OPCIONALES

PRIMERA TANDA
(Autor y obra)

ALBERT ESPINOSA: Brújulas que buscan sonrisas perdidas, Si tú me dices ven lo dejo todo pero dime ven, Todo lo que podríamos haber sido tú y yo si no fuéramos tú y yo.

PABLO GUTIÉRREZ: Nada es crucial.

HERMAN MELVILLE: Bartleby, el escribiente

AMOS OZ: La bicicleta de Sumji

BANANA YOSHIMOTO: Kitchen, Tsugumi, Sueño profundo

ANDREA CAMILLERI: La paciencia de la araña, Las ovejas y el pastor

MIGUEL DE UNAMUNO: Niebla

IGNACIO MARTÍNEZ DE PISÓN: El fin de los buenos tiempos

NICCOLÒ AMMANITI: No tengo miedo

MANUEL RIVAS: El lápiz del carpintero

ALBERTO MÉNDEZ: Los girasoles ciegos

MERCEDES PINTO: Él

MIGUEL DELIBES: El camino.

DYLAN THOMAS: En casa de abuelo.

JOSÉ LUIS SAMPEDRO: La sonrisa etrusca

ANA MARÍA MATUTE: Los soldados no lloran de noche, Fiesta al Noroeste

EDUARDO MENDOZA: El misterio de la cripta embrujada, El laberinto de las aceitunas

CAMILO JOSÉ CELA, La familia de Pascual Duarte

BARICCO: Seda

HERMANN HESSE: Bajo las ruedas, Siddhartha

ARTHUR CONAN DOYLE: El sabueso de los Barskerville

JOSÉ SARAMAGO: Caín, Ensayo sobre la ceguera

ALESSANDRO D´AVENIA: Blanca como la nieve, roja como la sangre

JUAN JESÚS PÉREZ GARCÍA: Sándalo y rapsodia
 

SEGUNDA TANDA
(Obra y autor)
Sin noticias de Gurb, de Eduardo Mendoza.

El guardián entre el centeno, de Salinger.

Escupiré sobre vuestra tumba, de Boris Vian.

Los vivos y los muertos, de Edmundo Paz Soldán

Historias del Kronen, de José Ángel Mañas.

Matando dinosaurios con tirachinas, de Pedro Maestre.

Los libros errantes, de Felipe Benítez Reyes.

El viejo y el mar, de Hemingway.

¡Buenos días, princesa!, (serie de Blue Jeans).

Como agua para chocolate, de Laura Esquivel.

La perla, de John Steinbeck.